Follow by Email

viernes, 3 de julio de 2015

Población Mariposa Monarca se reduce en un 80%. ¿Monsanto?


MonarchMonsanto-160x160

Un reciente informe confirma que más del 80% de las mariposas monarca de América del Norte han muerto. La Sociedad Xerces, organización sin ánimo de lucro que tiene como objetivo preservar la vida silvestre a través de la conservación de los invertebrados y sus hábitats, señala que " en la década de 1990, las estimaciones llegaban hasta mil millones de mariposas monarcas emprendían el épico vuelo cada otoño desde las llanuras del norte de los EE.UU. y Canadá a los sitios en los bosques de oyamel al norte de la Ciudad de México".

Ahora, sin embargo, "los investigadores y ciudadanos expertos estiman que sólo permanecen alrededor de 56,5 millones de mariposas monarcas, lo que representa una disminución de más del 80% de la media en 21 años en América del Norte”.

Las cifras de la Sociedad Xerces confirman la creciente evidencia que ha surgido en los últimos años. Nombra varias razones para la severa disminución de las mariposas. Una de las causas principales es el uso generalizado de herbicidas que contienen glifosato, uno de los ingredientes clave en RoundUp de Monsanto y otros herbicidas. El uso generalizado ha matado el algodoncillo, planta de la que depende las orugas monarca para su sustento.

De hecho, en febrero, el Consejo de Defensa de Recursos Naturales demandó a la EPA por su negativa a abordar la contribución de glifosato a la epidemia de la mariposas monarca, con el argumento de que "Mientras más se retrase la EPA, mayor es el riesgo de perder la migración de la mariposa monarca”.

La EPA ofreció una tibia respuesta, diciendo que estaba " tomando una serie de medidas paraproteger a la mariposa monarca y otros polinizadores. En cuanto a la exposición a los pesticidas, la EPA está buscando de manera integral en todos los herbicidas, no sólo en el glifosato, para determinar los efectos sobre los mariposas monarcas y los recursos críticos de los que dependen las poblaciones de mariposas”.

La Sociedad Xerces, sin embargo, sostiene que, sobre todo en el Medio Oeste- la pérdida del algodoncillo ... se debe principalmente al aumento dramático en el uso del herbicida Roundup ™ (glifosato), posiblemente gracias a la masiva plantación de maíz y soja modificados genéticamente tolerantes a los herbicidas". Químicos similares son ampliamente sospechosos de ayudar a diezmar a las poblaciones de abejas .

La organización también cita otros riesgos ambientales. Argumenta que la tala ilegal ha destruido regiones de hibernación. Además, se señala que " los fenómenos meteorológicos extremos pueden estar afectando negativamente a las monarcas en el este de los EE.UU. y la baja población de mariposas monarca en California se correlaciona con años de intensa sequía ".

Las amenazas naturales, como las enfermedades, depredadores y parásitos también contribuyen a la escasez de mariposas, de acuerdo con Xerces.

En los últimos años, ha habido un considerable esfuerzo para salvar a las monarcas. Al final del año pasado, el Servicio de Pesca y Vida Silvestre de Estados Unidos prometió una ayuda de 3.2 $ millones. El verano pasado, las organizaciones de medioambiente presentaron una petición para agregar a las mariposas monarca a la lista de especies en peligro de extinción. Sólo dos meses antes de que la Casa Blanca estableciera un " Grupo de Trabajo de Salud de los Polinizadores" para centrarse en las abejas y otros insectos cada vez más en peligro de extinción. Funcionarios en Vermont están deseosos de cultivar algodoncillo para ayudar a la población monarca. Además, con el Servicio Nacional de Conservación de Recursos del USDA, la Sociedad Xerces ha plantado más de 120.000 en hábitat para los monarcas y otros polinizadores.

Incluso en medio de esta aparente acción, la población monarca mantiene en alto riesgo de casi extinción. Si bien los esfuerzos de varias organizaciones son bien intencionados y posiblemente efectivos, no es probable que las monarcas se recuperen a menos que se tenga en cuenta que una de las principales amenazas es la alta toxicidad del glifosato de RoundUp; un escenario poco probable para un gobierno atrincherado en los intereses financieros de su fabricante.

Carey Wedler, Antimedia

No hay comentarios.: