Follow by Email

viernes, 18 de abril de 2014

Astrónomos descubren planeta con tamaño similar a la Tierra y en zona habitable

Un equipo de astrónomos anunció hoy el hallazgo del primer planeta con el tamaño similar al de nuestro planeta y que se encuentra en la llamada zona habitable de la estrella que orbita, es decir, que está a una distancia suficiente para tener una temperatura que permita contar con agua.

El planeta fue nombrado Kepler 186f, orbita a su estrella una vez cada 130 días y reside en el sistema Kepler-186, a unos 500 años luz de la Tierra, en la constelación del Cisne.
La agencia espacial destaca que este sistema que alberga a Kepler 186f cuenta con otros cuatro planetas más que orbitan una estrella clasificada como enana M o enana roja, una clase de estrellas que constituye el 70 por ciento de las estrellas que hay en la Vía Láctea. Sin embargo, están demasiado cerca de su estrella, por lo que no pueden albergar vida tal como la conocemos.
“El descubrimiento de Kepler-186f es un paso significativo hacia la búsqueda de mundos como nuestro planeta Tierra”, señaló Paul Hertz, director de la División de Astrofísica de la Nasa en la sede de la agencia en Washington. 
El hallazgo fue posible gracias al telescopio espacial Kepler de la Nasa, organismo que destaca queeste descubrimiento confirma que los planetas del tamaño de la Tierra existen en la zona habitable de estrellas distintas de nuestro sol.
Ello, pues hasta el momento se han detectado cientos de planetas fuera de nuestro Sistema Solar, y una veintena de ellos está en la llamada zona habitable, pero Kepler 186f es el primero con un tamaño parecido a la Tierra, posiblemente rocoso y que está a la distancia precisa donde podría existir la posibilidad de que en la superficie haya agua líquida.
Sin embargo, “estar en la zona habitable no significa que conocemos que este planeta es habitable, pues la temperatura en el planeta depende en gran medida de qué tipo de atmósfera del planeta tenga”, afirma Thomas Barcklay, co-autor del estudio y parte del Instituto de Investigación Ambiental del Área de la Bahia en Ames. 
Pero, ¿por qué buscar incansablemente un planeta como el nuestro?. Elisa Quintana, investigadora del Instituto SETi de la Nasa, responde: “Sabemos de un solo planeta donde hay vida, la Tierra. Por eso, cuando buscamos vida fuera de nuestro sistema solar, la búsqueda se centra en planetas con características que imitan a la de la Tierra”.

No hay comentarios.: