Follow by Email

lunes, 16 de febrero de 2015

Dominicana se abre a la exploración petrolera extranjera en 2015


Dominicana se abre a la exploración petrolera extranjera en 2015


© Fotolia/ marrakeshh
ENTREVISTAS
(actualizada a las 12:50 07.02.2015)
Víctor Flores García
97490
El presidente de República Dominicana, Danilo Medina, ha lanzado en 2015 un ambicioso proyecto de apertura a la exploración petrolera extranjera en aguas someras para producir hidrocarburos, reducir la dependencia del exterior y garantizar su seguridad energética.
La estrategia nacional de desarrollo —respaldada por la Constitución- tiene el "objetivo estratégico supremo de reducir progresivamente la dependencia de combustibles fósiles importados, y alcanzar el ideal ambicionado por todo el mundo: la autosuficiencia energética", dijo en entrevista con Sputnik Nóvosti el Ministro de Energía y Minas, Pelegrin Castillo.
"La gran prioridad del Ministerio es desarrollar la exploración de hidrocarburos en tierra y mar", enfatizó el titular de la cartera recién creada hace un año, especialmente para desplegar las exploraciones en cuatro regiones detectadas con potencial de hidrocarburos.
"Somos conscientes de los bajos precios del crudo en el mercado (que han caído más de la mitad desde mediados de 2014), pero la estrategia del Gobierno es de mediano y largo plazo, y toma en cuenta las situaciones coyunturales que tienen diversas causas tecnológicas y políticas", advierte el alto funcionario.
En el corazón del mar Caribe, República Dominicana depende totalmente de los hidrocarburos que importa de los países productores vecinos, para obtener los 140 mil barriles diarios que consume, unos 50 millones de barriles al año.
La tercera parte provienen de Venezuela —unos 40.000 barriles diarios-, gracias al acuerdo de PetroCaribe inspirado por el desaparecido presidente Hugo Chávez, por el cual Caracas financia a 25 años plazo casi la mitad de la factura petrolera dominicana al generoso 1% anual, a cambio de un pacto regional.
El resto de los energéticos importados por Dominicana son gas licuado desde Trinidad y Tobago, y otros combustibles desde México, que vive su propia apertura petrolera.
Como parte de la estrategia, Dominicana anunció el jueves 30 de enero de este 2015 que saldó casi toda su deuda petrolera con Venezuela, de más de 4.100 millones de dólares, acumulada en una década, obteniendo a cambio una quita de más del 50%.
Para obtener esos fondos que Venezuela necesita con urgencia por su grave crisis de liquidez, el presidente dominicano emitió en el mercado internacional bonos por 2.500 millones de dólares, la mayor colocación de títulos de deuda pública en la historia del país, de los cuales pagó alrededor de 2.000 millones a Caracas.
Después de esa gran operación financiera, la cartera Energía y Minas ha dado pasos en dirección a encontrar sus propios hidrocarburos: el primero es la creación de la base nacional de datos de hidrocarburos, para despejar de posesiones inoperantes las áreas potenciales de exploración y producción, anuncia Castillo.
"Este año tenemos la meta de completar la sísmica 2D (mapas de dos dimensiones) con miras a llamar a las compañías interesadas en áreas o bloques definidos", dijo el Ministro.
Recuperar el tiempo perdido
El país caribeño ha trabajado en "una legislación confiable en términos tributarios, y apropiada para alianzas ganar-ganar con las compañías (extranjeras) de exploración", en diversos formatos de asociaciones público-privadas o de concesiones, que se podrían consumar a finales de 2015.
Junto con Puerto Rico, enclavada en el corazón del Caribe, la dominicana es una de las economías más dinámicas en América Latina, con un asombroso crecimiento superior al 5 por ciento de promedio anual en los últimos 15 años.
"Dominicana busca recuperar el tiempo perdido, poner el país en condición de atraer inversión y alianzas en tierra y mar, porque en 25 años la labor de exploración del país fue muy limitada", admite el Ministro.
"Tenemos información dispersa, que estamos integrando en una base nacional de datos, a partir de una licitación de que acaba de ganar la empresa Schlumberger", la mayor empresa del mundo de servicios a yacimientos petroleros, anuncia el responsable de la cartera energética. Esa poderosa empresa, fundada en Francia a principios del siglo XX, va a organizar la base nacional de datos e hidrocarburos: "tenemos sísmica de diferentes edades pero se necesita un esfuerzo de interpretación", explicó Castillo.
Existen antecedentes: Cuba hizo una investigación prospectiva en el Caribe en el año 2007, que ha compartido con sus vecinos caribeños, aunque las exploraciones cubanas apoyadas por exploradores rusos y españoles aún no dan frutos.
Un mar prometedor
Dominicana va a ofertar a los exploradores petroleros varias áreas con potencial, como la Bahía de Ocoa, a 90 km al oeste de Santo Domingo, al sur de la isla: "es una zona de aguas someras (poco profundas, cercanas a las costas) donde sabemos que hay estructuras con petróleo y gas, con expectativas preliminares de 600 a 700 millones de barriles de crudo", equivalente a 10 años a ritmo de consumo nacional actual.
Existen otras áreas de exploración que serán abiertas —añade el Ministro- como las plataformas frente a San Pedro de Macoriz, unos 100 km al este de la capital en la costa sur de la isla, ya fue sondeada en las campañas de un barco de geofísica que pudo descubrir emanaciones de gas a 1.400 metros de profundidad.
Playa en Puerto Plata, República Dominicana
Playa en Puerto Plata, República Dominicana
Una tercera área de más de 100 km de longitud está en la costa norte de la isla, desde Montecristi hasta Puerto Plata, donde el barco oceanográfico Sarmiento de Gamboa del Consejo Superior de Investigaciones Científicas de España, hizo en 2013 una campaña en esa área de interés para exploración petrolera.
Finalmente, hace cinco años, en la parte este del país, la Universidad Complutense de Madrid hizo otras investigaciones de un área de frontera, donde nunca se ha lanzado perforación, pero detectó emanaciones de un sistema petrolero, diferente de la zona sur, con más calidad, que fue evaluado en Inglaterra.
Con esas promesas, el modelo dominicano, "está abierto a la producción compartida o a concesiones; pero va a depender de la información de las exploraciones en cada área" adelantó el alto cargo del gobierno.
Y reveló que unas 10 compañías petroleras extranjeras —cuyos nombre se reservó- han visitado la isla, listas para el lanzamiento de la apertura a finales de 2015.
"Hay un mandato constitucional para la exploración en tierra y mar; el partido de gobierno es una coalición con control de ambas cámaras del Congreso, pero abordamos el tema con sentido nacional con las fuerza de oposición y sectores sociales, que comprenden que es una herramienta estratégica para el país", puntualizó el veterano líder del Partido de Liberación Dominicana (centro-liberal).
Dominicana, que comparte la isla la Española con el empobrecido Haití, y a pocos kilómetros de Cuba, —isla que vive su propia aventura tras la reanudación de las relaciones con EEUU, rotas medio siglo-, cuenta además con 14 puertos y 8 aeropuertos, con los cuales aspira a crear un nodo logístico en el Caribe.
Pero Dominicana, cuya costas turquesa adoró Cristóbal Colón, gasta el 20 ciento del Producto Interno Bruto de 58.000 millones de dólares en combustible, de manera que la importación petrolera es un lastre de unos 5.000 millones de dólares anuales. Es la medida del tiempo perdido.


Lea más en http://mundo.sputniknews.com/entrevistas/20150207/1034082559.html#ixzz3Rw9HVUW6

1 comentario:

Anónimo dijo...

BOCINA